Cerrar Mapa
PH web ilustración

El desafío de la Neurorehabilitación y el Neurodesarrollo

Solo en Argentina, más de 450.000 personas están afectadas por una discapacidad causada por un daño cerebral adquirido. El proceso de neurorehabilitación es sin duda el camino para mejorar la calidad de vida de quienes transitan este paso. Pero también presenta desafíos emocionales, prácticos y económicos e involucra al paciente y a todo su entorno afectivo.
Ya sea porque a uno le diagnostican una enfermedad del cerebro como podría ser Parkinson o Alzheimer entre otras o bien porque uno sufre un traumatismo de cráneo o un ACV, el proceso de neurorehabilitación es un gran desafío y entender lo que implica sólo puede ser explicado por quienes lo viven.

“Son muchas las personas que luego de una lesión cerebral, necesitan tratarse para recuperar su calidad de vida. En estos casos, la rehabilitación es un recurso que debe aplicarse de forma inmediata para retomar con la vida que el paciente tenía previamente”, afirma Máximo Zimerman, director médico del Centro Cites Ineco

En este sentido, el Dr. Zimerman establece que: “Todos los pacientes que sufren o sufrieron una afección relacionada a una patología cerebral, pueden recibir un tratamiento integral e interdisciplinario, enfocado en la reinserción del paciente desde el punto de vista familiar, social y laboral. Se contempla la intervención de distintos especialistas según las dificultades y síntomas que presente el paciente como ser: kinesiología; terapia ocupacional; fonoaudiología; terapia basada en las artes; neuropsicología; nutrición; cardiología; entre otras".

Allí reside la clave: lograr la mejor calidad de vida del paciente y de su familia. Para esto trabajar de manera coordinada y en distintos niveles: motores, cognitivos y emocionales hace la diferencia para el paciente.

“Quienes viven de cerca estas situaciones, saben que todo es complejo, encontrar los profesionales que nos den confianza, el traslado a realizar el tratamiento, entender los trámites administrativos que hay que hacer con prepagas, obras sociales, certificados de discapacidad, acompañar el tratamiento o realizarlo. Es un desafío multidimensional y el equipo de Cites Ineco trabaja en todos esos niveles buscando facilitar el proceso en una situación ya de por sí compleja para el paciente la familia y todo el sistema de salud”, detalla Lisandro Kors Gerente Médico y Comercial de Grupo INECO

“Ser un Centro categorizado por la Agencia Nacional de Discapacidad, ANDIS, nos permite llegar a más pacientes que requieren de la calidad de nuestros programas. Eso nos da la tranquilidad de que podemos ofrecer a los pacientes y familias una recuperación con estándares internacionales aquí en Argentina, acorde también con los parámetros de los financiadores de la salud”, completa el Dr. Kors

Neurodesarrollo: Condición del espectro autista
Algo similar ocurre con los trastornos del neurodesarrollo, como la condición del espectro autista (CEA), una atipicidad cuya sintomatología suele manifestarse durante la infancia. Es por este motivo, que el diagnóstico y la estimulación adecuada juega un papel importante en la temprana edad, así como también contar información profesional, redes de apoyo y contención.

“Nuestro departamento de neurodesarrollo fue ideado con la colaboración de padres de niños con condición del espectro autista, ellos mejor que nadie saben los recursos que son necesarios. Además, este espacio busca recrear una ciudad, con el objetivo de que se puedan adquirir prácticas de la vida diaria”, comenta Andrea Abadi, especialista en CEA en Cites ineco

Tecnología aplicada a la Neurorehabilitación
“Los avances de la ciencia han permitido que en nuestro centro se ofrezcan tratamientos con la más novedosa tecnología que incluyen herramientas como la robótica, la realidad virtual y la estimulación cerebral no invasiva, entre otras”, concluye el Dr. Máximo Zimerman.

"Nuestro cerebro es neuroplástico, es decir que tiene la capacidad de mutar. Por lo tanto, en adultos como en niños es imprescindible un diagnóstico temprano que nos permita aprovechar esta competencia y brindar así un tratamiento terapéutico especializado, donde el paciente adquiera autonomía para realizar actividades de la vida diaria. Gracias a la innovación científica y el desarrollo tecnológico, hoy podemos ofrecer una asistencia única en la región, incluso si el paciente no tiene la posibilidad de una atención presencial", asegura Andrea Abadi.