Cerrar Mapa

LALCEC promueve la creación de un Centro Oncológico en Ushuaia

Lucha Contra el Cáncer Ushuaia se encuentra en este tiempo buscando apoyo en el Estado Provincial, salud pública y privada, obras sociales, prepagas y entidades vinculadas al tema salud para promover un proyecto de creación de un centro multidisciplinario para la atención de patologías oncológicas en la capital fueguina, ya que especialistas indican que en la provincia ésta “será una necesidad creciente”.

Un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) alerta que el cáncer será un problema epidemiológico en los próximos 20 años, e incluso estará por encima de las muertes por enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, estas investigaciones también demuestran que los modos de vida saludables y las actuaciones de los gobiernos y de los profesionales sanitarios en el campo de la salud pública pueden frenar esa tendencia y evitar hasta un tercio de los cánceres en todo el mundo.
 
De esta situación no escapa la realidad de Argentina y en particular a la de Tierra del Fuego, motivo por el cual Lucha Contra el Cáncer (ex LALCEC) Ushuaia se encuentra en este tiempo buscando el apoyo del Estado Provincial, salud pública y privada, obras sociales, prepagas y entidades vinculadas al tema salud para la realización de un proyecto de creación de un Centro Oncológico en la capital fueguina con el fin de que, en un futuro, pueda estar abocado al tratamiento y contención de pacientes que padecen de cáncer en la provincia.
 
Es que, en gran parte, estos pacientes se ven obligados a viajar a otros centros de mayor complejidad del país; con todos los inconvenientes que eso significa, en materia de alto costo económico por derivaciones prolongadas, el desarraigo, entre otros inconvenientes. Asimismo, en la provincia faltan profesionales oncólogos, ya que en cada hospital público solo un especialista en cáncer trabaja científicamente con la problemática; mientras que en las instituciones privadas, la necesidad se cubre con médicos itinerantes, situación que no cubre la verdadera demanda del servicio; e incluso por el momento se ve sobrecargada.
 
Por este motivo, se plantea la necesidad de crear con la intervención de varios sectores del Estado y la Sociedad Civil, un establecimiento público en el cual se instituya un servicio de atención que brinde tratamientos de radioterapia, banco de drogas oncológicas, y atención multidisciplinaria, tal cual lo amerita la complejidad de la patología
 
Tiempo atrás, la inquietud fue girada a la Legislatura fueguina y presentada incluso ante el Ejecutivo provincial y autoridades sanitarias; iniciativa que en conversaciones preliminares fue recibida con beneplácito debido a que se conoce el impacto que tiene esta enfermedad en la población. Al respecto, el director médico de LALCEC Oscar Osores, destacó a EDFM: “Según los datos del Registro de Tumores del Ministerio de Salud, la incidencia de Cáncer en la provincia es igual, equiparable, sin diferencias con el resto del país o los centros de atención más importante” aunque enfatizó “en los últimos años la población aumento significativamente, lo que conlleva a que aumentará también los requerimientos sanitarios y obviamente los cuadros oncológicos”. “Entonces no se trata de que hay más enfermedad, sino que hay más personas, por lo tanto hay que trabajar y prepararnos para el futuro”, instó.
 
En ese sentido, Osores aseguró que “ésta será una necesidad creciente con el tiempo, por lo que no se debe pensar solo en el presente, sino también el futuro, porque en algún tiempo será una carencia” motivo por el cual “es necesario que se hagan los esfuerzos posibles para que esto se haga realidad, que más allá que sea un proyecto ambicioso, consideramos que vale la pena”.

Por último, el profesional reflexionó ante este medio que “cuanto más estemos unidos para combatir esta problemática los resultados serán mucho mejores”, al anotar que “si bien ésta es una idea de LALCEC, el proyecto se concretará con la suma de esfuerzos, para que el centro sea netamente de la comunidad”, concluyó.